BUSINESS PLAN

BUSINESS PLAN

Sé que no te apetece, pero, de verdad, no te lo saltes.

El Business plan es la herramienta que da forma, estructura y ofrece la primera dosis de realidad a tu idea de negocio.

Posiblemente el mejor remedio para combatir la famosa frase de “es que tengo varias ideas en la cabeza y no sé cuál escoger” y esa tormenta de ideas puede durar meses hasta que te animes a trabajar en ello.

Pero te recomiendo NO TE LO SALTES.

Normalmente tiene dos destinatarios, el primero eres tú, momento de aclarar ideas, tomar decisiones y desarrollar una de ellas. Y el segundo destinatario tiene que ver con las ayudas económicas por parte de la Administración, Banco, Inversor, Business Angel, Incubadora… o a la hora de buscar Cofounders.

Vamos a hacerlo sencillo.

PASO 1: Responde a estas 3 preguntas:

1. ¿Qué problema solucionas?
2. ¿A quién se lo solucionas?
3. ¿Dónde busca actualmente tu cliente potencial ayuda para su problema?

PASO 2: Para dar respuesta al punto dos, es el momento de Prototipar a tu cliente. Tienes que conocerle perfectamente, genero, edad, nivel estudios, estado civil, dónde vive, a qué se dedica, qué hace en su tiempo libre y cuando lo tengas, es el momento de localizar a 10 clientes tipo para pasar el punto 3.

PASO 3: Entrevista a tu cliente potencial sobre el problema que vas a resolver. Hazlo presencialmente, escucha un 90% y toma notas o graba la conversación. Quédate con las palabras que usa para identificar su problema, las formas que tiene de pedir ayuda, si lo hace, y qué canales utilizar para hacerlo. Pídele cómo lo está buscando en Google, si es que lo hace en Google. Pídele a quién pediría ayuda o qué profesionales utilizaría si fuera a solucionar el problema.

PASO 4: Con el resultado de la información haz un CANVAS, es una herramienta de 9 módulos con un orden determinado para estructurar y analizar tu idea de negocio.

1. Segmento de clientes: ¿a qué tipo de personas aportas valor?

2. Propuesta de valor: ¿qué valor aportas? ¿qué haces por ellos?

3. Canales. ¿cómo vas a encontrarlos? ¿cómo vas a comunicarte con ellos?

4. Relación con los clientes ¿qué relaciones establecerás con ellos? (individuales, grupales, online, presencial, comercial…)

5. Flujo de ingresos: ¿cómo vas a ganar dinero?

6. Recursos Clave: ¿qué tienes que hacer para que tu propuesta de valor se compre? Aquí te recomiendo que lo pongas todo, todo, todo, pero que pienses que necesitarás despertar su interés a través de un email/llamada/ reunión o un pdf de 3 páginas. No necesitas más. Siendo el menos enviar un email ( como lo has leído, sería conveniente que fueras capaz de despertar el interés de tu cliente o colaboradores con un simple email, una llamada o un pdf de 3 páginas.

7. Actividades Clave: ¿qué tienes que hacer para entregar tu propuesta de valor? De nuevo, de más a menos.

8. Asociaciones Clave: ¿qué personas, entidades, servicios o empresas acelerarán la entrega de tu propuesta de valor? Aunque tu producto o servicio sea 100% tecnológico siempre hay una persona detrás.

9. Estructura de costes: Identifica los costes de tu modelo de negocio y aquí sí que tienes especificar desde la realidad, no lo que te quieran vender. No tendrás simplemente un coste de 50 EUR por darte de alta como autónomo. Olvídalo. Dominio, hosting, web, logo, branding, marketing, internet, teléfono, plataformas , tu tiempo y algo que a mucha gente se le olvida son tus gastos propios como persona. Tu hipoteca, alquiler, hijos, estilo de vida ya tiene un coste y no desaparecen. Tus finanzas personales cuentan también a la hora de saber tiempo que tienes para que tu idea de negocio sea rentable.
Para estos 4 pasos puedes estimar dos semanas y coste 0 (las entrevistas es lo que te llevará más tiempo porque implica la disponibilidad de otros). Sirve tanto si estás trabajando actualmente como si ya estás al 100% en tu proyecto.

PASO 5: Estudia y aprende de la competencia. ¿Quién lo hace ahora? ¿Cómo? ¿Cuánto cuesta? ¿Qué puedes mejorar? ¿Y por qué van a elegirte a ti si ya hay otros haciéndolo?
PASO 6: Plan de empresa. Con toda la información que has recogido llega el momento de detallarla. Ahora coge aire y sobre todo no te agobies porque te propongo que lo hagas dos veces. Primero de manera rápida y luego rigurosa.

Partes del plan de empresa
Parte 1 – Datos básicos de la empresa: Nombre de la empresa, domicilio social, tipo de sociedad (elige la forma jurídica de la empresa. Puedes encontrarlo por internet o visitar a un asesor fiscal que te recomendará el más adecuado a tu perfil y proyecto). Sector de la actividad y capital social. Misión, visión y valores es un plus.

Parte 2 – Datos básicos del proyecto: qué haces y para quién, Financiación propia y financiación ajena (contempla múltiples posibilidades e infórmate sobre las subvenciones disponibles en tu Comunidad autónoma).

Parte 3 – Promotores- Quién va a llevar a cabo el proyecto, qué porcentaje de dedicación ofrecerá cada parte en cada momento del proyecto y currículum. Puede que trabajes sola o que estés buscando a un CMO o CTO. Tener experiencia en el sector es necesario y toma decisiones con la cabeza y no con el corazón. El equipo es DETERMINANTE si vas a ir aun ronda de inversión.

Parte 4 – Producto, descripción y ventajas.

Parte 5 – Plan de producción: Descripción del proceso de producción, Sistemas de gestión y control de calidad (al menos contemplado). Tecnología, Instalaciones y Maquinaria, Proveedores.

Parte 6 – Análisis de mercado: análisis del sector (demuestra que sabes de lo que hablas) , clientes potenciales, análisis de la competencia y el DAFO.

Parte 7 – Plan de Marketing: estrategia de precios, política de ventas, Promoción y publicidad, Esquema de distribución (aquí recuerda desarrollar estrategias de B2B y B2C). Servicio postventa y garantía.

Parte 8 – Organización y personal: Equipo directivo y plantilla. Empezarás haciéndolo casi todo pero es importante que tengas una visión a largo plazo de a dónde quieres llevar tu empresa.

Parte 9: Plan económico financiero: lo primero accede a vídeos, tutoriales o cursos de finanzas para no financieros para que entiendas bien cada concepto. Necesitas saber qué fondos necesitas, si son propios, ajenos o mixtos. Calcula los beneficios previstos y recuerda que el proyecto es viable siempre que exista liquidez. Familiarízate con la Cuenta de Resultados y el balance de situación (revísalos con tu asesor periódicamente) y sobre todo entiende los indicadores de tu negocio que irás descubriendo a medida que desarrolles tu actividad.

¿Hemos terminado?
No. Esto acaba de empezar. El plan de empresa puede llevarte de tres semanas a meses dependiendo de tu disponibilidad y sobre todo nivel de implicación.

¿El plan de negocio me garantiza el éxito de mi empresa?
No, pero es necesario y sí te garantiza que aprenderás un montón sobre tu cliente, sector, competencia y las bases para hacer un plan de empresa que te sirve como punto de partida para la tuya, para valorar propuestas o para lanzar iniciativas en tu entorno laboral.

Así que adelante, a por ello. Vamos a quitarle algo de emoción a nuestra idea de negocio y colocar trabajo y conocimiento. Y recuerda, que si quieres hacerlo más rápido y acompañada, únete al Programa de Formación de 3 Meses para emprendedoras. Te espero en FEMALE ENTREPRENEUR PROGRAM.

2018-10-04T12:14:57+00:00